Bulevares inteligentes y ciudades autosustentables

 

Pavegen es una empresa londinense que quiere hacer de la energía cinética una fuente de energía en las ciudades. Para ello, han diseñado pasos peatonales inteligentes que generan energía reutilizable lo suficientemente fuerte como para alimentar el alumbrado público.

¿Cómo es posible esto? Pues, según la empresa es muy sencillo. Cuando los peatones pisan los mosaicos diseñados por ellos, estos hacen que los generadores de inducción electromagnética se muevan, lo que genera un movimiento de rotación que a su vez se convierte en energía. Pavegen afirma que un paso es suficiente para generar la cantidad de energía sin conexión a la red necesaria para encender una bombilla LED durante aproximadamente 20 segundos.

 

 

Energía directamente proporcional a los transeúntes

La empresa radicada en la capital inglesa explica que los mosaicos que integran el paso peatonal que han diseñado tienen un sensor API inalámbrico, que transmite datos sobre el comportamiento del movimiento en áreas donde está instalado. Esto puede dar interesante información sobre las horas pico para el tráfico peatonal en un área, predecir las tendencias del consumidor y hasta crear mapas de calor de los espacios urbanos populares. Todo a punta de pasos.

Este tipo de piso inteligente, cuando es instalado en un entorno un poco más reducido, en una tienda por ejemplo, los visitantes y clientes de la misma pueden ganar dinero digital por cada paso que dan. Este tipo de bonificación se recolecta mediante una aplicación de teléfono inteligente y se puede usar para realizar una compra o donar para causas benéficas.

Esto quiere decir, según explicó Laurence Kemball-Cook, CEO y fundador de Pavegen que si entras en una tienda minorista, estás produciendo entre el 40 y el 50 por ciento de la iluminación que necesita la misma. “Como cliente de una tienda probablemente usted puede realizar 42 pasos, por lo que si puede hacer 50 le daremos algo de dinero con su compra, o incluso mejor, puede optar por donar esa energía a otro lugar”, dijo.

Energía tangible

Pero la idea de Pavengen, no surge de la nada. La tecnología se creó a partir del deseo de hacer que el consumo de energía y la creación sean más tangibles y accesibles. La compañía ha dicho en entrevistas concedidas a diferentes medios que buscó una manera para que la gente profundice su comprensión de los problemas relacionados con el cambio climático y la sostenibilidad.

Básicamente su idea consiste en involucrar a los usuarios a otro nivel, “más allá de la energía”, dijo Kemball-Cook. “Como la gente no puede ver la energía, realmente no entiende lo que es. Pero esto lo hace real”.
Así pues, en un futuro muy cercano nosotros mismos, los ciudadanos, estaremos produciendo la energía que nuestras ciudades necesitan para iluminarse. ¿No es maravilloso?

Leave a Comment