10 recomendaciones y trucos para cuidar del refrigerador

 

El refrigerador es uno de los electrodomésticos más importantes del hogar. Él es el custodio de nuestros alimentos, por lo tanto, debe no solo funcionar bien para que estos se conserven por más tiempo en buen estado, sino que debe estar pulcro para evitar que las bacterias contaminen lo que almacenamos en él.

Pensado en esto hemos elaborado una lista de recomendaciones y trucos que no solo alargarán la vida de este importante aparato, sino que además le ayudarán a mantenerlo perfectamente aseado.

5 recomendaciones capitales

Frío es mejor. Muchas marcas, en los instructivos de funcionamiento de sus aparatos, señalan cuál es la temperatura ideal a la que debe conservarse el refrigerador. Sin embargo, si usted no lo las leyó o las perdió, podemos decirle que lo ideal es tenerlo entre los 4 o 5 grados centígrados.

Aunque los nuevos refrigeradores han incorporado tecnología que incluso permite que cada uno de sus cajones tenga una temperatura adecuada para lo que se guarda en ellos, los expertos dicen que es recomendable poner un termostato en su interior. Esto es de ayuda sobre todo si almacena comida y bebida fría, pues absorberá el aire caliente que se cuela cuando se abre la puerta.

Caliente no. Es importante recordar no poner alimentos calientes en el refrigerador.
Piensa primero y abre después. Mucha gente abre la puerta del refrigerador para ver o buscar inspiración para cocinar. Esto es un grave error, pues esta acción genera una pérdida de frío de hasta el 7% en el aparato, lo que provocará un gasto de energía innecesaria.

Bien ubicado. Aunque parezca mentira la ubicación del refrigerador es importante para su buen funcionamiento. No solo debe estar alejado de lugares muy calientes, sino que en donde se coloque, éste debe estar alejado 15 centímetros de la pared. ¿Por qué? Pues para que el condensador se refrigere bien. Además, hay que asegurarse que el el aparato esté nivelado. Si no lo está, la puerta no cerrará bien, y esto provocará condensación en su interior.

 

De limpieza y otras consideraciones. No se contente con solo desenchufar el refrigerador para limpiar. Según las marcas fabricantes de este tipo de electrodomésticos, la manera ideal de hacer esto, es primero apagar el control de temperatura y luego desenchufar el aparato. Algo importante: cuando limpie el refrigerador no olvide quitarle el polvo al condensador. Aunque no lo crea el exceso de polvo dificulta su funcionamiento.

5 mágicos trucos

• Elimine los roces y las manchas frotándolos con pasta dental no abrasiva. Los derrames de grasa límpielos con un poco de jugo de limón y agua.
• Evitará olores desagradables poniendo un paquete abierto de bicarbonato en su refrigerador.
• Descongelar el refrigerador una vez al mes no solo hará que mantenga el hielo a raya, sino que evitará que las bacterias pululen en el mismo.
• Guarde los alimentos cortados en recipientes plásticos cerrados para que no contamine a los que aún no ha usado.
• Una esponja suave y una solución 2 cucharadas de bicarbonato disueltas en dos tazas de agua serán suficiente para crear el detergente ideal para limpiar su refrigerador. Luego de usarlo, enjuague y seque con una toalla de papel.

Leave a Comment